Nutrición MH

Define tus metas

white book with text

Uno de los problemas por lo que nos cuesta tanto trabajo lograr nuestros objetivos es que no definimos nuestras metas de manera adecuada. Por ejemplo: en el caso de mis pacientes es bajar el colesterol… pero no saben cuánto ni en cuánto tiempo. No es lo mismo decir quiero bajar mi colesterol, que quiero bajar mi colesterol a la mitad en 1 mes porque impactará de manera positiva mi estado de salud actual, ni tampoco es lo mismo: quiero bajar de peso para ir a la playa y ponerme un traje de baño equis, que quiero bajar de peso para que ya no me duelan las rodillas, ¿me explico?

Otro ejemplo es “quiero comer mejor”, eso es algo que, aparentemente, todo el mundo quiere, pero todos tenemos ideas distintas de “comer mejor”, así que se complica el objetivo. Comenzar por decir quiero comer más verduras es más fácil, pero es mucho mejor voy a incluir verduras en todos mis tiempos de comida a partir de hoy, es mucho más aterrizado y por lo tanto, más fácil de realizar.

Tener una meta con objetivos específicos, que sea medible y esté definida en el tiempo es la manera más fácil de comenzar, podemos sumarle un sentido para que estemos más comprometidos con la meta, como en el caso de mejorar la salud, entre más sentido tenga una meta para nosotros, más fácil será alcanzarla; por ejemplo: si a mí no me interesa tener unos brazos firmes el objetivo de hacer ejercicio todos los días para tonificar mis brazos, no tendría absolutamente ningún sentido y muy difícilmente lo lograré, así que mi meta debe tener un sentido para mí.

Aquí es importante recordar: la meta debe tener sentido para cada uno de nosotros, no para los demás. Nuestros objetivos se harán más fáciles de alcanzar con convicción, y por supuesto con un plan de acción. Entre menos procastinemos, mucho mejor.

El empieza hoy es la mejor herramienta que podemos utilizar, no solo en el caso de los hábitos de alimentación, de sueño, de ahorro… aplica para todo.

Recuerda que la suma de las pequeñas cosas es lo que logra grandes cambios. Un resumen de cómo podemos definir nuestras metas:

  1. Define tu objetivo (meta). ¿Qué quiero?
  2. Encuéntrale sentido. ¿por qué/para qué lo quiero?
  3. Mídelo. En peso, en talla, en esfuerzo, en dinero… pero encuentra la manera de medirlo
  4. Ponle fecha. Una fecha realista de acuerdo a tus posibilidades
  5. Visualízalo. En serio haz un ejercicio de visualización; las fotos, los dibujos, los recortes de revista… o simplemente escribirlo, ayuda mucho. Recuerda que somos muy visuales y el cerebro graba todo lo que ve, así que haz que se grabe tu meta
  6. Elabora un plan de acción. ¿Cómo lo harás? Entre mejor aterrizados estén los pasos, más fácil será
  7. Házlo. Si no empiezas, no haces nada. No tiene que ser perfecto, sólo empieza

Si tus metas están relacionadas con estilos de vida saludables, te espero en el consultorio para juntos elaborar un plan de acción y que logres tus metas.

 

🍇 🍎 Síguenos en Facebook y en Instagram para más contenido. 🍐🥬

¿Quieres encontrar el mejor estilo de alimentación para tí y descubrir un estilo de vida saludable adecuado para tus necesidades y preferencias?

Agenda una consulta online 👍
http://nutricionmh.com.mx/servicios-online/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *